Un viernes más la madrileña sala LAB volvía a abrir sus puertas en lo que prometía ser una de las grandes citas de Nox Club. El británico Nic Fanciulli, una de las principales figuras del panorama internacional, aterrizaba en la capital para brindarnos una noche para el recuerdo.

El dúo español Upwards sería el encargado de dar comienzo a la tan ansiada noche. Acompañados de ritmos frescos, sonidos tribales y melodías envolventes fuimos testigos del por qué los jóvenes artistas nacionales se han ganado un merecido hueco en una de las mejores salas del país.

Eran las dos y escasos minutos cuando Karretero tomaba el relevo. El artista madrileño se ponía al frente de los platos, siendo protagonista de una sesión marcada por los sonidos más contundentes. Con un gran cierre al ritmo del “You Spin Me Round” de RoyTson cedía el trono al propietario de Saved Records.

El reloj señalaba las cuatro de la madrugada y al fin llegaba la esperada actuación de Nic Fanciulli. LLenazo absoluto para recibir al británico, quien con una sucesión de mezclas perfecta y una técnica espectacular supo ganarse al público en apenas unos minutos.

La noche comenzaba de la mejor manera posible, Fanciulli dejaba caer temas de un nivel exquisito como el mítico “Born Slippy” de Underworld o el considerado todo un himno de la electrónica “The Bells”.

Su sesión estuvo protagonizada por grandes clásicos como “The Age Of Love” o “Rose Rouge” en su versión secret mix a cargo del holandés Joris Voorn. También sonaron grandes perlas como el “Blow Your Mind” de Mat.Joe, el “Who Loves The Sun” de Nu o la remezcla de Four Tet al popular “Opus” de Eric Prydz.

Uno de los momentos más destacados de la noche tuvo lugar cuando Nic hizo sonar “Cola”, el exitoso hit de sus compatriotas CamelPhat, próximos invitados de Nox Club.

El artista británico fue autor de un cierre sin precedentes y que para muchos será dificil de olvidar. Las luces de la sala se encendieron mientras éste soltaba algunas bombas como el “It´s Only Real” de Denis Sulta.

La música dejaba de sonar en la Estación de Chamartín y el público se dirigía a la salida, fue entonces cuando el gran protagonista de la noche saciaba a los allí presentes con el mejor sonido house que caracteriza al veterano productor.

La maravillosa actuación de Fanciulli supone la consolidación definitiva de Nox Club como una de las grandes referencias no sólo en la capital sino en el país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here